martes, 13 de septiembre de 2011

Sólo es música


Estos días me ha llamado la atención la aparición en prensa de una noticia muy curiosa: habían multado a un niño de 7 años de edad por tocar la trompa en casa. El importe de 800 euros me ha parecido una pasta, y lo más interesante era que si el niño reincidía la multa llegaría hasta los 1500 euros.
Sin tener gran información sobre lo que había pasado, imagino que alguna cosa tendrá que decir la familia. No ha dejado de sorprenderme y me ha dado que pensar.
Como pediatra a lo largo del día por mi consulta pasan muchos niños con sus correspondientes progenitores. Los hay de todos los gustos: altos, bajos, rubios, morenos, guapos todos... y también de comportamientos muy diversos. Los hay de una exquisitez que raya lo obsceno, los hay moviditos y luego están los muy moviditos, aquellos niños que se levantan de la silla que se vuelven a sentar, que cogen depresores de la caja, los chupan y los vuelven a dejar en la caja, se suben a la báscula, se bajan, te cogen las recetas, se suben al taburete porque resulta que gira y realizan maniobras acrobáticas. Y piensas “claro son niños, tienen que experimentar”, tú con mirada atónita y los papás sin pestañear, esperas algún tipo de reacción de ellos que casi nunca se produce. Meses después vuelven a la consulta expresando una inquietud "¿serán sus niños hiperactivos?".
Pues probablemente algunos de ellos lo sean, pero habrá muchos otros que acabarán en el psicólogo y que lo único que les intentará explicar a esos padres es que a los niños hay que ponerles límites. No por dejarles hacer lo que les de la gana en cada momento serán adultos más felices.
Intuyo que muchos de los pediatras o enfermeras que puedan leer este blog se puedan sentir identificados, quizás este niño que ahora ha sido multado en unos años sea un gran concertista, solo es un pensamiento expresado en voz alta.
PD: Entrada escrita por el Dr. Casanovas, pediatra del Servicio de Urgencias del Hospital de Nens

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!